POR BRIAN LEONARD, VICEPRESIDENTE DE DISEÑO, GRUPO DE DISPOSITIVOS INTELIGENTES DE LENOVO,  NEGOCIO DE PCS Y DISPOSITIVOS INTELIGENTES

¿Qué puedes hacer cuando empiezas con una hoja de papel en blanco?

Nuestro equipo de diseño aprovechó esta oportunidad cuando emprendimos el proceso de creación de la nueva Lenovo Yoga C930.

Hace seis años, Lenovo inventó el factor de forma convertible 2 en 1 de 360 grados para permitir múltiples modalidades de uso (laptop, carpa, tablet y atril) para una mayor flexibilidad. Desde entonces, el factor de forma convertible ha inspirado muchas adaptaciones en la industria, pero ninguna que haya expandido la innovación más allá del diseño de bisagra para brindar mayor valor a los usuarios. Nuestro objetivo era poner en las manos de nuestros clientes un hermoso dispositivo que sirviera tanto como una gran laptop como una gran tablet.

"Desafié al equipo para que le diera más valor y propósito al producto y nos separáramos del ‘mar de la monotonía' existente.”


¿Una laptop rota o un hermoso convertible?

Si pensamos en los autos convertibles por un momento, se ven hermosos con la capota abierta - cerrar la capota es sólo por necesidad - y así se ve.

Si relacionamos esto con un dispositivo convertible 2 en 1, se ven como magníficas laptops, pero en modo tablet a menudo se ven como notebooks rotos. Nuestro reto era considerar las dos modalidades por igual y equilibrar el diseño en forma y función.  La Yoga C930 fue diseñada para lucir genial en ambos modalidades, tanto abierta como cerrada. 
 
Diseñando para las personas

Nuestra principal guía fue el usuario final, con quien pasamos incontables horas observando, entrevistando y haciendo una tormenta de ideas sobre cómo y por qué la gente usa sus convertibles existentes. En primer lugar, teníamos que entender las necesidades, los puntos débiles y los deseos de los usuarios.

Determinamos que los usuarios finales compraban convertibles debido a la novedad de la función, pero el uso principal seguía siendo el de una laptop tradicional. ¿Cómo podríamos aportar más valor a la capacidad multimodal y ser la razón por la que la gente elegiría la Yoga en lugar de cualquier otro dispositivo?
 

"Como diseñadores, somos inquisitivos y cuestionamos todo.  Nada es sagrado, especialmente cuando tenemos una hoja de papel en blanco".

Nos enfocamos en maximizar la experiencia en cada modo de uso, ya sea que alguien esté transmitiendo una película, escuchando música, creando contenido, navegando o comunicándose. Consideramos cuidadosamente cada característica y tecnología pero seleccionamos sólo lo que tenía el mayor potencial para elevar las expectativas e impulsar el deseo.


Aportes naturales del usuario


La voz es el aporte más simple y natural que se adapta a todas las modalidades. La Yoga C930 ha incorporado micrófonos de largo alcance para que Cortana y Alexa puedan reconocer los comandos de voz desde una distancia de hasta cuatro metros.1 Para las introducciones físicas, siempre proporcionamos una estupenda experiencia con el teclado y el touchpad, pero también queríamos centrarnos en elevar la interacción en el modo de tablet.

A través de la investigación y los comentarios de los usuarios, quedó claro que para aportar más valor a la experiencia multitáctil, teníamos que considerar el uso del lápiz. La interacción natural del usuario del lápiz permite un mayor nivel de precisión y exactitud necesaria para cosas como la edición de fotos, bocetos o la toma de notas rápidas. Para un uso más cómodo del lápiz, hemos integrado un lápiz guardado con capacidad de carga directamente en el chasis del Yoga C930.
 

"Un elemento a menudo pasado por alto en esta experiencia es tener el lápiz cuando lo necesitas, en lugar de tener que ir a buscarlo o incluso recordar traerlo".

  
El corazón de la Yoga C930

El punto central en cada modalidad es la pantalla. Para ofrecer al usuario un contenido brillante y claro, el Yoga C930 tiene una pantalla gran angular de 13,9 pulgadas y 4K con Dolby Vision. Identificamos una relación inherente entre la orientación de la pantalla y la de la bisagra, que ambas siempre estaban orientadas hacia el usuario. Esta parecía la oportunidad perfecta para unir la vista y el oído. Elegimos elevar la experiencia de audio utilizando la bisagra como un dispositivo de audio dinámico dirigido hacia el usuario. Está en el corazón de este nuevo diseño, creando una experiencia de inmersión que está afinada para funcionar en todos los modos.
 
Había muchos desafíos e innovaciones necesarias desde una perspectiva mecánica, de audio y de fabricación que tenían que equilibrarse dentro del factor de forma deseado y estético general. La solución fue una barra de bisagra de aluminio extruido con agujeros perforados por láser colocados delicadamente a través de las superficies pulidas. La experiencia de la Barra de Sonido Giratoria fue cuidadosamente diseñada en estrecha colaboración con el equipo de Dolby para incorporar altavoces diseñados a medida para maximizar la calidad del sonido. Están equilibrados con altavoces en la base que utilizan reflejos superficiales para ayudar a proporcionar un escenario de sonido más amplio y completar el Sistema de Altavoces Dolby Atmos. El software integrado optimiza la sintonía a medida que el usuario cambia las orientaciones de la Yoga C930 para garantizar una experiencia de audio superior en cada modo de uso.

Privacidad y tranquilidad


Durante nuestra búsqueda de una comprensión más profunda, la privacidad personal fue otro de los puntos débiles que surgieron continuamente. Observamos a gente poniendo cinta o adhesivos sobre la cámara en su portátil todos los días.

Por lo tanto, incorporamos una tapa de lente física que se desliza manualmente para bloquear la cámara, llamada TrueBlock Privacy Shutter (obturador de privacidad TrueBlock). Es una pequeña pieza de plástico con el potencial de causar un gran impacto, brindando a los usuarios mayor comodidad y tranquilidad.

Belleza con un Propósito

A lo largo de todo el proceso de diseño nos centramos principalmente en la experiencia valiosa y la belleza con un propósito. No queríamos que la cosmética, los colores o los materiales dominaran lo que era verdaderamente importante. La composición tonal del color se eligió para que fuera discreta y a la vez potente. La auténtica naturaleza de la elaboración del aluminio se revela tanto en el acabado como en la forma. La combinación de superficies tratadas con microesferas con áreas de pulido suave crea una sutil y sofisticada síntesis del producto.
 

"Si sólo estamos hablando de cómo luce, estamos hablando de la cuestión equivocada."


Desde el principio, sentimos que podíamos hacer algo que tuviera un mayor valor para la gente. A lo largo del viaje, escuchamos y construimos relaciones con usuarios reales, todos los cuales nos inspiraron a superar los obstáculos y perseverar en los desafíos. Estoy encantado por la dedicación del equipo, no sólo para crear un dispositivo que encarna la artesanía refinada y la innovación, sino también para aportar realmente más valor y finalidad a la Yoga C930.