Conoce a Ryan North
Un programador informático se transformó en escritor y caricaturista web autodidacta, Ryan North es la persona con menos probabilidades de éxito. Esta es su historia, y cómo Internet hizo todo esto posible.


1. Te abre un mundo completo de diferentes trabajos y oportunidades que nunca supiste que existían.
Digamos que quieres ser caricaturista web pero no sabes dibujar. Entonces tomas un comic de un dinosaurio, escribes tu diálogo en él, y simplemente creas una historia cambiando el diálogo. ¿Suena inverosímil? Ryan North hizo que funcionara, todo gracias a Internet, que le brindó una plataforma para hacerlo.

"Existen tantos trabajos raros hoy en día que no existían 10 años atrás y puede que no existan dentro de 10 años, pero que puedes hacer y pueden asombrarte y ninguna otra persona en el mundo estará haciendo exactamente lo mismo. Y todo gracias a que Internet es tan rara y es realmente buena".

2. Puedes encontrar un público para casi cualquier cosa que publiques.
Ryan North encontró un nicho que al que le agradan sus comics de dinosaurio. Dice que le debe todo a Internet: "Lo grandioso acerca de Internet es que tú mismo puedes elegir un público diferente al que le gusta lo que estás haciendo y siente que este trabajo le está hablando a cada uno de ellos en forma individual".
"La conclusión es que estás intentando colocar este trabajo que creaste frente a un público y, esperemos, un público amable que lo disfruta", dice. Y él lo hizo.

3. ¿No puedes encontrar el público? Sigue intentando.
Cuando comenzó, en total dos personas leyeron los comics de Ryan North, su mamá y él. Luego, su madre dejó de leerlos. En lugar de rendirse, pensó de otro modo: "Creas un comic y a nadie le gusta, no piensas "mi comic es horrible". Piensas, "no han reconocido mi genialidad, pero voy a hacerlo mejor, mejor, y mejor".

4. La financiación colectiva puede explotar, literalmente.
Para recaudar fondos para su libro "To Be or Not To Be", Ryan North recurrió a Kickstarter. Estableció objetivos flexibles hasta $100.000, si bien sólo aspiraba a recaudar $20.000. Obtuvo $100K el primer día. "Recuerdo que por medio millón de dólares, si alcanzamos esto voy a explotar literalmente, pensando que no ocurriría". Ocurrió, y para cumplir con su parte, explotó una versión 3D de su cabeza.

5. Puedes tener el colega que quieras, y es difícil que te despidan de tu trabajo.
La colaboración es el pulso del trabajo de Ryan. "Me volví un gran fanático del trabajo con personas que realmente respetas y la colaboración de esa manera, porque hace que un trabajo sea mucho más sólido de lo que sería por sí solo". Debido a que Ryan no puede dibujar, busca ilustradores con quienes trabajar, e Internet le abre la puerta para encontrar estas personas. "Sin internet, nunca hubiera conocido a estas personas, nunca hubiera conocido su trabajo".

Y se pone mejor. Trabajar a tiempo completo en la web tiene otra ventaja. “Has cambiado un jefe que podría despedirte a su antojo por 10.000 jefes pequeños. Y todos tienen que despedirte antes de que te encuentres en problemas. Y siempre es bueno contar con eso. Prefiero tener muchos jefes pequeños que un jefe gigante".

Rahil Arora conduce el programa "Customer Stories" (Historias de los clientes) de Lenovo.